fbpx
06/10/2022

Laboratorios realizan estudios sobre la efectividad de una posible tercera dosis de refuerzo. Estas podrían ser necesarias para personas con baja respuesta inmunitaria.

Esta dosis de refuerzo podría ser necesaria en personas inmunocomprometidas que no responden bien a las vacunas y en adultos mayores. Si fuera necesaria, sería para quienes presenten una respuesta baja o nula de anticuerpos posvacuna.

Cabe recordar que, por el momento, las variantes del SARS-CoV-2, incluida la delta, son neutralizadas por los anticuerpos generados por las vacunas actuales. Si el virus fuese a mutar demasiado y las vacunas dejaran de proteger, se necesitaría desarrollar una distinta – esta no sería una dosis de refuerzo, sino una nueva. 

Nota original de EfeSalud, foto de portada de PAHO.org

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.